Acelga

Image Courtesy of: finecooking.com

Image Courtesy of: finecooking.com

La acelga es un miembro de la familia de remolachas y espinaca, pero típicamente se la agrupa con mostaza parda, la col berza y la col rizada. Tiene hojas grandes y anchas con un tallo crujiente. El tallo puede ser blanco, rosado vívido o rojo. Las hojas son más oscuras en los fines. Ambos las hojas y el tallo son comestibles. 

¿Cómo se la embodega? 

Embodegue la acelga en el cajón de verduras del refrigerador. No la lave antes de embodegarla. Puede durar entre 1 y 2 semanas. 

¿Cómo se la prepara? 

Se puede comer la acelga cruda o cocida. Cruda, la acelga es deliciosa en la ensalada porque ambas partes de la planta son comestibles. Las dos son deliciosas en cualquier comida. Se puede hervir, cocinar al vapor o saltear la acelga. 

¿Cómo se la escoge? 

Escoja la acelga que tiene un tallo crujiente y firme y hojas saludables y verdes. Evite la acelga con hojas marchitadas, descoloradas o dañadas. El tallo debe ser firme y suave y las hojas deben ser oscuras. 

¿Por qué se la come? 

  • Es una gran fuente de vitamina C, vitamina A y vitamina K
  • Es una fuente buena de fibra dietética y hierro

¿Cuándo se la cultiva? 

La acelga necesita más tiempo para crecer que otras verduras, pero está disponible entre el fin de marzo y el fin del otoño. 

¿Cómo se la cosecha? 

Típicamente, se cosecha la acelga a mano. Se rompen o se corten las hojas exteriores del tallo. Las hojas interiores continúan creciendo después de la cosecha de las hojas exteriores. 

Receta: 

Ensalada de acelga salteada – lave y pique la acelga. Saltee la acelga en un sartén con ajo y aceite de oliva hasta que el ajo dore y la acelga se marchite. Espolvoree sal y pimienta sobre la mezcla y sirva.